Novedades

El colágeno en nuestras articulaciones

El colágeno en nuestras articulaciones

Es muy probable que hayas oído hablar del colágeno y la importancia que tiene las articulaciones. Pero ¿Sabes realmente por qué?. Si te interesa saber más y no quedarte en las generalidades, sigue leyendo.

Las articulaciones son un poco sibaritas. 

¡Qué importante son las articulaciones! Gracias al juego articular somos capaces de movernos por el entorno, y realizar un sin fin de acciones que no podríamos hacer si fuéramos un cuerpo rígido. 

Y estudiando las articulaciones, entiendes lo complejas que pueden llegar a ser a nivel mecánico y lo cantidad de carga que pueden llegar a soportar sin romperse. La articulación no es más que el nexo entre dos huesos. En ese nexo convergen un montón de estructuras y cada cual tiene una función. 

En una articulación, generalmente no pueden faltar:

Cartílago. Es la parte más superficial de hueso que está en la propia articulación. Tiene unas características muy especializadas, posibilitando el juego articular y la absorción del impacto.

Cápsula articular. Es como una bolsa que envuelve a la articulación.

Ligamentos. Son como cuerdecitas que unen un hueso con otro hueso. Realmente son espesamientos de la propia cápsula articular. 

Tendones. Es la unión del músculo a un hueso.

Dependiendo de la función que tiene esa articulación, encontramos estructuras añadidas más especializadas que residen dentro de esa articulación. Como los meniscos, rodetes, labrum o discos intervertebrales. Este tipo de estructuras se colocan en las articulaciones para dar sobre todo amortiguación, protección y congruencia articular.

Pero, ¿Por qué decimos que las articulaciones son un poco sibaritas? Porque están compuestas por estructuras con menos vascularización, es decir, a penas llega sangre. Si no llega sangre, la regeneración del tejido es mucho más lenta. Por lo tanto, las lesiones y el desgaste pasan factura y necesitan una recuperación más específica. Hay que tratarlas con cariño, porque una articulación desgastada, puede mejorar, pero hay cambios que son irreversibles. Eso no pasa en otro tipo de tejidos que tienen mucha más vascularización y por lo tanto una reparación del tejido más agradecida, sin ir más lejos un músculo.

Quizás no tenga mucha vascularización, pero abunda un molécula proteica que forma fibras flexibles, ofreciendo una gran resistencia a la tracción. COLÁGENO.

El colágeno es la molécula por excelencia que encontramos en una articulación, también en la piel. Dota a los tejidos de resistencia a la tensión. Por lo tanto, el colágeno es el protagonista de mantener fuertes los tejidos que se van desgastando. Con aporte de suplementos de colágeno, favoreceremos esa recuperación del tejido y prevenimos lesiones, pues mantenemos la síntesis de fibras que caracteriza al colágeno, y como consecuencia tendremos, unos ligamentos, tendones, cartílagos, cápsulas, estructuras especializadas, piel mucho mejor preparados y más resistentes.

¿Qué puede lesionar y debilitar las estructuras que abundan en las articulaciones?

Los extremos. Tanto el sedentarismo, por la ausencia de estímulos que favorezcan la síntesis de colágeno, como el deporte llevado a otro nivel más alto, con un mayor impacto y repetición en el tiempo de cargas lesivas que desgastan los tejidos.

Comentarios

    Deja tu comentario